Muéstrame tu Camino

 

CITA BIBLICA: Éxodo 33:11-15.

 

INTRODUCCION. Un electricista trabaja con electricidad de alto voltaje a veces. Si es buen electricista, siempre tiene un profundo respeto de ello. No va haciendo descuidos en revisar si hay corriente antes de tocar cosas. ¿Por qué? Porque sabe bien cómo funciona, como puede matar e injuriar a alguien, entiende los principios básicos de la electricidad. En un sentido, él ama la electricidad, porque de ella vive. El electricista entiende cómo funciona por su vocación, y de una cierta forma puede manipularla para sus propios beneficios, aunque le puede matar si no tiene mucho cuidado y aun con cuidado, si hay un rayo mientras que el está en el techo, él muere de la cosa igualmente como cualquier otro. Terror es algo diferente. Lo que hace el terror es de confundir y causa parálisis. Un niño con terror tiene se esconde debajo de la cama en una tormenta eléctrica, no sabe de lo que se trata, sino huye de ello, y le causa trastornos en la vida y que se detiene de vivir libre la vida hasta que ha pasado la tormento. Dios nos invita a conocerle bien, como es Él, como funciona Dios en Sus principios.

 

En Éxodo, Moisés oro, “te ruego que me muestres ahora tu camino”, en otras palabras, quiero conocerte y conocer tus planes para mi vida. En Salmos 103:7. 7Sus caminos notificó a Moisés, Y a los hijos de Israel sus obras. Leemos que su oración fue respondida, el Señor dio a conocer a Moisés y a los israelitas Sus planes y lo que esperaba de ellos. Para los israelitas el poder de Dios no era desconocido, su poder era real todos los días, al recibir el maná que alimentaba a

3 millones de personas. Ellos estaban muy familiarizados con el poder de Dios, lo reconocían, sabían que era Dios y sentían terror al castigo, pero eso no los cambiaba, porque no experimentaban “el temor reverente”, que es respeto por EL y una conciencia continua de su presencia. Ellos no conocían el carácter de Dios. Para ellos fue más fácil aceptar los milagros, que aceptar tener una relación personal con EL, ellos conocían sus manos, pero no su corazón. Note esta diferencia; Moisés conoció a Dios de tal manera, que nadie más del pueblo de Dios lo conocía. El pueblo de Israel vio los milagros de Dios, sabían de Dios, pero Moisés sabia los planes de Dios y lo conocía íntimamente. Uno de los problemas más grandes en las iglesias hoy en día, es que hay muchos que saben de Dios, pero muy pocos lo conocen íntimamente a Dios. Qué triste será en   la resurrección conocer a Dios cara a cara y no haberlo conocido de corazón a corazón. El día de hoy deseo examinar tres aspectos de lo que es realmente conocer a Dios íntimamente.

 

Cuando conocemos íntimamente a Dios, tendremos descanso, paz. Dios lo dice: Éxodo 33:14. 14Y él dijo: Mi presencia irá contigo, y te daré descanso. Si únicamente conoces a Dios casualmente, lo ves aparentemente, si solo ves los milagros y las bendiciones, nunca tendrás descanso. Es más, lo único que te encontraras haciendo en momentos de dificultad es empujando el botón de pánico. (Son pulsadores conectados a un sistema de alarma, en un lugar apropiado, se pulsa en un momento de emergencia). El pueblo de Israel siempre estaba                frenético, preocupado y murmurando. Ellos vieron las maravillas de parte de Dios. Ellos vieron los milagros de Dios. Ellos vieron como Dios abrió el mar rojo, ellos comieron del mana que Dios les proveyó en el desierto y ellos tomaron agua que Dios permitió que saliera de una roca, aun cuando no había. Cualquier persona se imagina que ellos tenían paz y descanso después de todo esto, pero no, ellos constantemente se encontraban murmurando. ¿Por qué? Porque ellos no conocían los planes de Dios. Todo lo que ellos conocían eran los milagros y las bendiciones de Dios. Hebreos 3:10-11. 10A causa de lo cual me disgusté contra esa generación, Y dije: Siempre andan vagando en su corazón, Y no han conocido mis caminos. 11Por tanto, juré en mi ira: No entrarán en mi reposo. No hay nada que le traerá descanso a tu agitada alma como

el conocimiento íntimo de DIOS.

 

TENDREMOS ESTABILIDAD. Conocer a Dios también provee estabilidad. El pueblo de Israel únicamente veía lo que Dios hacia, era inconstante, no existía ninguna sustancia en su relación con Dios. Cuando Dios abrió una gran autopista en medio del Mar Rojo, ellos pasaron entre esas paredes altísimas de agua a cada lado, llegaron al otro lado y toda esa agua después de haber pasado, mato a los egipcios. Tan solo 3 días después, ¡tres días después de este gran milagro! fueron al desierto y comenzaron a murmurar. Ellos comenzaron a quejarse y querían regresar a Egipto de nuevo a la esclavitud. Eran inconstantes, amaban a Dios únicamente cuando veían Sus milagros. Si tú no conoces a Dios íntimamente, no serás un creyente estable. Serás tal como el pueblo de Israel. Tu vida será una vida de aire caliente y aire frió.

 

Santiago 1:8. 8El hombre de doble ánimo es inconstante en todos sus caminos. En Griego=Dos Almas. Santiago lo que está diciendo es que este es uno que está dispuesto a abrazar los caminos de Dios, pero que también está dispuesto a abrazar lo del mundo. Doblemente es como dice en Salmos 78:34-35. 35Y se acordaban de que Dios era su refugio, Y el Dios Altísimo su redentor. 36Pero le lisonjeaban con su boca, Y con su lengua le mentían; Es lo que conocemos como hipocresía. No se puede amar a dos señores, no se puede estar en Dios y en acciones que glorifiquen a ídolos ciegos, mudos y sordos, no se puede abrazar a Dios y abrazar tradiciones religiosas y humanas. Jesús dijo: Mateo 15:8. 8Este pueblo de labios me honra; Mas su corazón está lejos de mí. Es como el que le dice a su novia, eres la más preciosa pero sus ojos se van detrás de otra. Un hombre de doble animo, doblemente es uno que vive en el presente, va al futuro, pero tiene sus ojos en el pasado. Un buen ejemplo es Israel. Dios los saco a la libertad. Y ellos Vivian con su mente en Egipto. Los que salieron no recibieron nada porque dice la biblia que todos murieron, solo los niños entraron. No puedes vivir de tus glorias. No puedes vivir de tus fracasos. Mientras tú tengas tu corazón en el pasado no recibes nada.

 

Conocer íntimamente a Dios es, tener necesidad de él. Conocer a Dios no es únicamente una buena cosa, es una necesidad. Mientras que Moisés estaba en el Monte Sinaí, el pueblo de Dios se dio por vencido, ignoro a Dios y sus mandatos, y se creó un ídolo para sí mismos. Dios le dice a Moisés en Éxodo 33:1-3. 1. Anda, sube de aquí, tú y el pueblo que sacaste de la tierra de Egipto, a la tierra de la cual juré a Abraham, Isaac y Jacob, diciendo: A tu descendencia la daré, 2y yo enviaré delante de ti el ángel, y echaré fuera al cananeo y al amorreo, al heteo, al fariseo, al hebreo y al jebuseo, 3(a la tierra que fluye leche y miel); pero yo no subiré en medio de ti, porque eres pueblo de dura cerviz, no sea que te consuma en el camino. Dios los, mando a que se fueran a la Tierra Prometida sin EL, El les mandaría un ángel, pero no iría con ellos. Moisés al escuchar esto dijo: “Dios, si tu no vas, yo no iré”. Aprende esto muy bien, puedes tener provisión y protección y de todas maneras no tener la presencia de Dios. Eso te debería dar temor. Muchas personas se contentan con la seguridad eterna. Ellos dicen: “Bueno, yo soy salvo, yo voy al cielo”. Me parece muy triste y ridículo que entonces no le interese la presencia intima con Dios. ¿Conocer acerca de Dios, pero en realidad no conocer a Dios? ¡Qué Triste!

 

CONCLUSION. Moisés conoció íntimamente a Dios, porque hablo con El cara a cara.  Tú no conocerás a Dios simplemente estudiando acerca de Dios. De la única manera que lo conocerás es teniendo una comunión cara a cara con El. Pasando tiempo a solas con El. Nunca conocerás a Dios si no pasa tiempo con El.

 

HAZ CLICK PARA DESCARGAR