Yo Sigo Levantando Vuelo

 

CITA BIBLICA: 2ª. REYES: 13:14-19.

 

Hoy voy a golpear 6 veces, porque con 3 no alcanza: hoy le pongo límite al enemigo. Golpeo la crisis, la enfermedad, la economía débil, problema familiar, etc., para que desaparezcan. Hoy suelto Palabra, tomo mi arco y disparo flechas, golpeare contra mis enemigos y voy a ejercer toda la autoridad, poder, sabiduría como el águila. Porque si he venido a la casa del profeta, es para determinar la victoria completa, porque, yo sigo levantando vuelo.

 

SIEMPRE DETRÁS DE TUS SUEÑOS VAN HABER CUERVOS. Va haber gente que te va a molestar,  que te va a criticar; gente que odia que sueñes lo que sueñas. Este mundo, con sus actuales moldes, no fue hecho para el pueblo de Dios. Tienes que volar alto, aunque los que los que vuelan alto lleguen a sentirse incomprendidos, pero cuando alguien no es comprendido, es temido y cuando alguien es temido, es criticado y condenado, estarás expuesto a la opinión de la gente, ¡vuela alto! No discutas con los cuervos; tienes que saber que la crítica no está dirigida a ti. Dicen que los cuervos molestan a las águilas; pero las águilas nunca atacan a los cuervos: levantan vuelo, porque los cuervos no pueden levantar tanto vuelo. ¿Saben cuánto vuela un águila? 7 mil 600 metros. Y un cuervo… vuela 1500 metros., pero no 7 mil metros ¡Cuando sientes los perdiste de vista!  “sigue mejorándome, sigue creciendo”. Todo sueño tiene su enemigo. El sueño de DAVID despertó el odio de su hermano; el sueño de JOSE despertó el odio el de sus hermanos; el sueño de Jesús, el de los saduceos. ¡Mi sueño tuvo un enemigo llamado cáncer! dios me permitió sacar mi arco y mi flecha para derrotarlo. ¿Sabes algo?

 

SI CAMINAS CON ZORROS APRENDERAS AULLAR, PERO SI CON AGUILAS APRENDERAS A VOLAR. Jamás des explicaciones a los críticos ni trates de ganar su corazón, porque te veras envuelto en una ruleta. Jesús dijo: LUCAS 10:5 y 11. 5En cualquier casa donde entréis… decid Paz sea a esta casa. Y si no los reciben… 11Aun el polvo de vuestra ciudad, que se ha pegado a nuestros pies, lo sacudimos contra vosotros.  ¡Sacúdase el polvo en contra de ellos! El que critica siempre va a estar hablando, pero lo importante no es lo que ellos dicen. Porque ellos siempre son los número dos; lo importante es lo que te dijo antes el número uno. El señor es el # 1. Jesús dijo; marcos 4:35. 35…Pasemos al otro lado. Pero se levanto una gran tempestad de viento y echaba las olas en la barca. Los discípulos le gritaron; ¡38…No tienes cuidado que perecemos! .Jesús les había dado una Palabra por la mañana, del grano de mostaza, una palabra de fe. Lo importante no es lo que te dijo el que te critico, es lo que te dijo el Señor. Cuando alguien te dice: “no lo vas a lograr”, tú le decís, esa es la segunda palabra; porque la primera me la dijo Papá. Cuando te digan: “no lo vas a alcanzar”, esa es la segunda; porque la primera dice: “a los que amamos a Dios, Todas las cosas nos ayudan para bien” todo lo que hagas te saldrá bien, no te muevas por la segunda; muévete por lo primero que Dios me habló. Di: “sigo levantando vuelo”; “sigo mejorándome.”

 

MATEO 17:20. 20…si tuviereis fe como un grano de mostaza, diréis a este monte: Pásate de aquí allá, y se pasará; y nada os será imposible. Seguir dando palabras de fe. ¿Cuántos somos papás? Nuestra responsabilidad es darles a nuestros hijos palabras de fe. Deja de insultarlo (¡tonto!); no darle palabras de fe: lo vas a lograr; Dios está contigo; creemos en ti; Dios te ha escogido para cosas sobrenaturales.” Siembra Palabras de Fe; porque esas palabras son el material con el que nuestros hijos van a dialogar con ellos mismos. ¿Sabes con quienes más hablamos? con nosotros mismos. (20-30 mil pensamientos). Y muchos tenemos; diálogos internos negativos, porque nadie nos puso palabras de fe; nos pusieron palabras negativas; nos pusieron palabras de miedo. Pero nosotros donde vayamos tenemos que sembrar palabras de fe.

 

Por eso siembro palabras de fe en tu vida, si hoy estamos acá no es para soltar una flecha al aire, sino para determinarnos alcanzar la victoria. David agarro una piedra, le tiro a Goliat y este cayo. Pero no fue la piedra; fue la Palabra que acompañó a la piedra. David dijo:1ª. SAMUEL 17:45. 45…Tú vienes a mí con espada y lanza y jabalina; mas yo vengo a ti en el nombre de Jehová de los ejércitos, el Dios de los escuadrones de Israel, a quien tú has provocado. Y agarró una piedra ¡si hubiese tenido un biberón le pegaba con eso!; ¿Sabe por qué? porque no era la piedra, era la palabra. No puedes ir a la batalla, salir en estos tiempos sin el combustible de la palabra, sin promesa. Tenemos que oír menos radio, menos televisión, menos periódico, y ¡más palabra!. Palabra, para llenarnos del combustible de la fe. Moisés no tuvo palabra de fe de sus padres.  Cuando creció, Dios le dijo: “quiero que libertes a mi pueblo”; y Moisés le respondió: 11…¿Quién soy yo para que vaya a Faraón, y saque de Egipto a los hijos de Israel? No sabía quién era… “No sé quién soy.” Nadie puso palabras de fe; y yo sé que a muchos de los que están acá sus padres nunca les pusieron palabra. Pero eso ya pasó, Dios te va a levantar como el águila para que establezcas una nueva paternidad: no lo hicieron contigo, pero tendrás el privilegio de que a partir tuyo todas las generaciones tengan palabras de fe que salgan de tu boca.

 

SEGUIRE EJERCIENDO AUTORIDAD. ¿Cómo se ejerce la autoridad espiritual? MARCOS 11:23. 23…cualquiera que dijere a este monte: (Decir=expresar algo en lenguaje hablado) Jesús no dijo: “Vamos a orar… Padre, mira la montaña; muévela” ¡no! .¿Sabes por qué está ahí esa montaña? .Porque alguien la puso con palabras; y alguien con palabras de fe la va a mover. Todo se establece con palabras y todo se remueve con palabras. Tienes que ejercer autoridad; pararte en tu deuda y decirle: “deuda te cancelo en el nombre del Señor”; “enfermedad te seco en el nombre del Señor”; “cáncer no tienes más autoridad sobre mí en el nombre del Señor.” ¿Qué tiene que ver tirar una flecha con ganar una victoria? . El profeta le podría haber dicho: ¿quieres ganar la victoria? Bueno, ¡consíguete las mejores armas! Pero el profeta le enseño al rey; le dijo: “rey, vos sabes sobre autoridad natural, pero no sabes sobre autoridad espiritual.” Y entonces el profeta le enseñó que autoridad espiritual es antes que autoridad natural. Cuando el rey fue a la casa del profeta, éste le dijo: “tira una flecha; ahí está la victoria”

 

LA VICTORIA SE GANA EN PRIVADO. Hoy estamos en la casa del profeta; el profeta es el espíritu santo y hoy estamos acá; acá se determina tu victoria. Yo no puedo tirar flechas por ti, porque Dios siempre te da un modelo. Yo te he soltado la palabra; tú vas a determinar cuántas veces la vas a usar. Yo no la puedo usar por ti; pelea tus batallas y gana las victorias a solas con Dios. No puedes salir a la guerra si no has estado antes con papa. “Tu ejerces autoridad y dios mueve su poder”. Dios no mueve su poder hasta que tú no ejerzas autoridad. Cuando Moisés llegó al mar rojo y venían los egipcios, Moisés dijo: “Señor, ayúdanos.” Y Dios dijo: “¿Por qué clamas a mi? ¡Marcha!” O sea: “toma autoridad sobre tu mar.” Cuando Moisés puso el pie, ejerció autoridad; Dios bajó con Su poder y le abrió el mar. Dios no ejerce poder hasta que no ejerzamos autoridad.

 

HAZ CLICK PARA DESCARGAR