El Liderazgo es tu Herencia y tu Destino

 

CITA BIBLICA: Génesis 26-31.

 

INTRODUCCIÓN: Dentro de cada ser humano hay un líder atrapado y solamente una fracción de la raza humana expone ese liderazgo. La razón porque ninguno de nosotros nunca se convierte en un líder para lo cual nacimos, es porque no entendemos los principios que Dios estableció para revelarlo. Un titulo, tu posición, el buen vestir no te hacen un líder.  Hay tres principios para el desarrollo efectivo del liderazgo: Propósito, Potencial y Visión, son la fuente de la confianza en el liderazgo. Si todos nacimos para ser líderes, ¿entonces quien nos va a seguir? Esto nos indica que ignoramos de un liderazgo real y efectivo.

 

EL CONCEPTO BIBLICO DEL LIDERAZGO ES DIFERENTE DEL CONCEPTO EN EL MUNDO. El liderazgo no se mide en base a la cantidad de gente te sigue, ni en base a la cantidad de gente que te sirve; se mide en base a la gente que tu sirves. Tú naciste para ser un líder pero tienes que convertirte en un líder. El liderazgo en la mente de Dios es como una semilla, la semilla es un árbol, pero tiene que convertirse en un árbol. Atrapado en cada semilla hay un árbol frondoso. Pero para convertirse en ese árbol, la semilla tendrá que llevar un proceso. EL liderazgo es tu herencia y tu destino. El 90% de la raza humana muere en estado de semilla, que tragedia. Sentado al lado tuyo hay una semilla que todavía no ha explotado. Tú fuiste creado por Dios para Liderar. Génesis 1:26. Hagamos al hombre a nuestra imagen conforme a nuestra semejanza. En este único versículo bíblico, esta la llave para entender tu liderazgo. ¿Porque? Por que Dios aquí identifica el propósito de su creación.  Dice: hagamos al hombre, es una especie, a nuestra imagen. Imagen,=carácter moral, características espirituales,                 naturaleza. Dios dijo: hagamos una especie que tenga mi carácter moral,  mis características, mi naturaleza; fuiste hecho a clase de Dios, otros.

 

LIDERAZGO ES CONTROLAR TU PROPIO DON. El problema hoy en día es que el hombre quiere controlar a la gente. Lo que tú tienes que hacer es no controlar a la gente, sino el controlar tu propio don. Creado por Dios para liderar y señorear en una área en donde está tu don. Santiago 1:17 No sobre la gente. Te conviertes en Líder no cuando controlas a las personas, sino cuando descubres el don de las personas. La gente llegará a ti, cuanto tu seas maestro de tu propio don, cuando desarrollas tu don, cuando eres señor en tu don, tu atraparas miles de personas a tu don, entonces ellos te llamaran Líder. Por ello es que Dios establece este principio del dominio y se lo dio a ambos, hombre y mujer y ambos son designados como lideres. Jesucristo es el Líder máximo. Y tiene una esposa; es la Iglesia, ella sabe que el es un Líder y El confía plenamente en su habilidad de liderazgo que le dijo: Yo me voy pero, le doy todo el mundo a mí esposa, Gloria a Dios. Esto tiene que cambiar tu vida y tu concepto y tus actitudes y tú vas a cambiar tu ciudad.

 

Que significa: lo que Dios crea, lo crea para hacer algo y deposita algo dentro de aquella cosa. De manera que si Dios demanda algo es por que ya puso ese algo adentro que es habilidad. Dios nunca va a demandar algo de lo cual El no ha provisto. Por esa razón, Dios puso una visión en tu corazón y es tan grande y tú tienes miedo de ella.  Pero vengo a decirte que si Dios te mostró una visión, que si Dios te dijo una visión, también te esta diciendo que tienes la habilidad para lograrlo. Dios puso dentro de ti un líder que nadie ha visto todavía, atrapado, escondido. Tu estas cargado, di a tu vecino estoy embarazado. Nadie viene al planeta vacio, por esa razón Dios dice Fructificad, fruto significa que tiene que haber un árbol allí adentro y el árbol significa que tiene que haber semilla en el. Dios puso una gran semilla adentro. No te mueras hasta que no hayas visto tu fruto

           

TE CONVIERTES EN UN LIDER CUANDO DESCUBRES TU FRUTO. No tu futuro. Tu futuro no está delante de ti. Dios nunca pone el futuro delante de algo, siempre lo coloca adentro de algo.  David siempre fue un rey. Samuel fue enviado por Dios y lo dijo, hay un rey en esa casa. Samuel dijo: Isaí hay un rey por aquí, Isaí trajo luego a sus hijos. El más guapo, el mas alto, el mas listo, el mas bien parecido, el mas educado, el mas habilidoso. Eso es todo y Samuel volvió a decir; aquí hay un rey en esta casa. El no dijo que un rey vendría mas adelante, Isaí dijo: Ups, Se me olvido a ti te pasa lo mismo, tu familia se olvido de ti. Tú eres aquel del cual se dijo, este no llegara a nada, pero no sabían que tú eres un rey. Por esa razón nunca debes de creer las opiniones de la gente respecto a ti. Porque nadie conoce el producto, excepto el fabricante. No importa de dónde viniste, Dios te trajo, la tierra no es tu futuro, no importa que tan pobre sea tu nación, eso es solo la tierra, tu futuro esta dentro de ti. Aleluya, Dios te trajo a este lugar ¿porque? Porque hay fertilizador en este lugar, porque hay agua aquí y tú regresas a tu ciudad, terminado. Dile a tu vecino, yo soy un bosque, atrapado en una semillita. Tu eres lo que tu naciste para ser, ahora mismo. 

 

CINCO PREGUNTAS QUE TE LLEVAN A DESCUBRIR TU LIDERAZGO. Estas 5 preguntas controlan a todo ser humano sobre la tierra y nunca tendrás éxito hasta que las respondas, son simples pero difíciles de contestar y el cementerio esta lleno de personas que jamás las contestaron. 1. ¿Quién soy yo? 2. ¿De dónde soy? 3. ¿Por qué estoy aquí? 4. ¿Qué puedo hacer? 5. ¿Hacia dónde voy?  La 1ª. Pregunta es Identidad, la 2ª es Recursos, la 3ª es Propósito, la 4ª es Potencial y la 5ª es Destino. Cuando tu respondes a todo esto, pasaras por una transformación que impactará tu familia, tienes que descubrirlo pues naciste para ello, ¡no eres un error Jesús es el Líder por excelencia y lo que hizo que fuera tan exitoso es que entendía las preguntas y encontró las respuestas. Cuando tu las descubres te conviertes en un Líder

 

CONCLUSIÓN.  Juan 8:12-14. El sabía quien El era; La Luz, el Camino, la Verdad, la Vida, el Agua, la Resurrección, la Puerta, el Pastor, Yo Soy el que Soy. Cuando te conviertes en un Líder genuino, la gente empieza a odiarte, ¿Por qué? Porque ya no te pueden controlar. ¿Cómo te atreves a tener un sueño tan grande? No vales, no sirves pues no te ordenamos. Te conviertes en un Líder cuando eres liberado de la gente. No saben de dónde vengo ni a donde voy, así que juzguen conforme a su propio juicio. 

HAZ CLICK PARA DESCARGAR