El Pecado de Murmurar y sus Consecuencias

 

CITA BIBLICA: NUMEROS 12:1-10.

 

¿QUE ES LA MURMURACION? Traducción castellana=chismoso. Hebreo=difamador, llevador de cuentos. Hablar entre dientes manifestando queja o disgusto por alguna cosa. También Hablar mal y en perjuicio de alguien a sus espaldas. La  murmuración es un pecado. SANTIAGO 4:11. 11Hermanos, no murmuréis los unos de los otros. El cristiano que continuamente está murmurando, normalmente habla entre los dientes. La gente que vive Quejándose detrás de la espalda de los hermanos y el pastor, provoca discordias, disensiones, pleitos, rencillas. Da a conocer su escasa espiritualidad, y una vida controlada por los impulsos naturales de la carne. Los creyentes maduros no murmuraran, la madurez no se mide por conocimiento teórico, sino por relación con Dios. Los creyentes maduros tienen dominio sobre su lengua con la ayuda del Espíritu Santo, 2ª. CORINTIOS 10:5. 5derribando argumentos y toda altivez que se levanta contra el conocimiento de Dios, y llevando cautivo todo pensamiento a la obediencia a Cristo.

 

Cuando la murmuración se da sobre un hecho falso recibe el nombre de calumnia. Pero también puede ser sobre un hecho verdadero, entonces se le llama chisme. No se cuestiona si lo que se comunica es cierto o no, sino que el hecho de hablarlo, de comentarlo con otros, se constituye en murmuración y eso es pecado. Si hay algo que nos parece mal de parte de alguien, mejor es platicarlo directa y personalmente con esa persona y no comentarlo por otro lado. En este caso, si a los hermanos de Moisés les parecía que él se había equivocado al casarse con una madianita, debieron comentarlo con él directamente y los más pronto posible. Y es que la murmuración y el chisme causan muchos estragos. Nuestro Señor llama a los chismosos corruptos: JEREMIAS 6:28. NVI. 28Todos ellos son muy rebeldes, y andan sembrando calumnias; sean de bronce o de hierro, todos son unos corruptos.

 

LA MURMURACIÓN ATRAE EL CASTIGO DE DIOS. Podemos dividir la acción de Dios en tres partes:    1. Primeramente Dios oyó. Los que murmuran, calumnian o chismean deben saber que antes que los escuchen los hombres, primero que nadie, Dios ya lo ha oído. 2. Dios amonestó. El Señor llamó de pronto a los tres hermanos: Moisés, Aarón y María. Nosotros debemos tener cuidado pues no sabemos cuándo nos llamará el Señor. 3. Dios se enojó pues su ira se encendió contra ellos. Los dejó ahí, la nube se apartó del Tabernáculo y enseguida María se volvió leprosa.

 

¿QUE DICE LA BIBLIA SOBRE LA MURMURACION? Los murmuradores tienen una mente reprobada ROMANOS 1:28 y 30. 28Y como ellos no aprobaron tener en cuenta a Dios, Dios los entregó a una mente reprobada, para hacer cosas que no convienen… 30murmuradores… Serán destruidos 1ª. CORINTIOS 10:10. 10Ni murmuréis, como algunos de ellos murmuraron, y perecieron por el destructor. El que murmura, lo hará en contra de Dios. SANTIAGO 4:11-12. 11Hermanos, no murmuréis los unos de los otros. El que murmura del hermano y juzga a su hermano, murmura de la ley y juzga a la ley; pero si tú juzgas a la ley, no eres hacedor de la ley, sino juez. 12Uno solo es el dador de la ley, que puede salvar y perder; pero tú, ¿quién eres para que juzgues a otro?

 

¿QUE HACEMOS CON ELLOS? 1. Ignorarlos. Estas personas se alimentan de la atención que reciben, si los ignoramos a la larga desistirán. Cuando nos quieren hablar de algún hermano dígale que usted va a 2. Llamar a esa persona y que los enfrentara. Verá que el chismoso le dirá que no, ellos siempre quieren estar en el anonimato. Si persisten pida una 3. Reunión con el pastor y déjele saber quiénes son esos chismosos y esté dispuesto a estar presente en una reunión para desenmascararlos. Usualmente estas actitudes son las que más crisis causan en la Iglesia, pero hay más, hay personas con conductas difíciles que también forman el ambiente de la congregación, una usualmente tensa.

 

HAZ CLICK PARA DESCARGAR